Tres Iniciados

El propósito de este grupo, no es la enunciación de una filosofía o doctrina especial, sino más bien el de proveer las armas necesarias para acceder a lo oculto, en el mundo y en nuestro propio ser.
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  GaleríaGalería  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  
Buscar
 
 

Resultados por:
 
Rechercher Búsqueda avanzada
Últimos temas
» consulta
Miér Jun 10, 2009 5:50 am por orgullo

» consulta
Miér Jun 10, 2009 5:48 am por orgullo

» feliz semana
Dom Mayo 10, 2009 7:40 pm por 1204tulipan

» Hola como estás
Sáb Mayo 09, 2009 8:17 am por Monona

» Consulta Laboral
Mar Abr 21, 2009 9:03 am por estrellaazul35

» Consulta
Mar Abr 21, 2009 4:50 am por Rosa

» Las mujeres pueden cambiar el mundo en las próximas décadas
Vie Abr 17, 2009 5:03 am por Yaoji

» Situación amorosa y laboral
Miér Abr 08, 2009 7:37 pm por Ytein

» DIOS TIENE COSAS ASOMBROSAS GUARDADAS PARA TI
Miér Abr 01, 2009 9:20 pm por Luz24a


Comparte | 
 

 El guerrero samurai

Ir abajo 
AutorMensaje
Yaoji



Cantidad de envíos : 29
Fecha de inscripción : 01/02/2009

MensajeTema: El guerrero samurai   Miér Mar 11, 2009 6:52 am

El guerrero samurai

Cerca de Tokio vivía un gran samurai ya anciano, que se dedicaba a enseñar a los jóvenes. A pesar de su edad, corría la leyenda de que todavía era capaz de derrotar a cualquier adversario. Cierta tarde, un guerrero conocido por su total falta de escrúpulos, apareció por allí.

Era famoso por utilizar la técnica de la provocación. Esperaba a que su adversario hiciera el primer movimiento y, dotado de una inteligencia privilegiada para reparar en los errores cometidos, contraatacaba con velocidad fulminante.

El joven e impaciente guerrero jamás había perdido una lucha. Con la reputación del samurai, se fue hasta allí para derrotarlo y aumentar su fama. Todos los estudiantes se manifestaron en contra de la idea, pero el viejo aceptó el desafío. Todos juntos se dirigieron a la plaza de la ciudad y el joven comenzaba a insultar al anciano maestro.
Arrojó algunas piedras en su dirección, le escupió en la cara, le gritó todos los insultos conocidos, ofendiendo incluso a sus ancestros. Durante horas hizo todo por provocarlo, pero el viejo permaneció impasible. Al final de la tarde, sintiéndose ya exhausto y humillado, el impetuoso guerrero se retiró.

Desilusionados por el hecho de que el maestro aceptara tantos insultos y provocaciones, los alumnos le preguntaron:

-¿Cómo pudiste, maestro, soportar tanta indignidad? ¿Por qué no usaste tu espada, aún sabiendo que podías perder la lucha, en vez de mostrarte cobarde delante de todos nosotros?

El maestro les preguntó:

-Si alguien llega hasta ustedes con un regalo y ustedes no lo aceptan, ¿a quién pertenece el obsequio?

-A quien intentó entregarlo, respondió uno de los alumnos.

Lo mismo vale para la envidia, la rabia y los insultos

-Dijo el maestro, cuando no se aceptan, continúan perteneciendo a quien los llevaba consigo.

Autor: Desconocido

Yaoji flower
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
 
El guerrero samurai
Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Tres Iniciados :: Temas :: Mensajes-
Cambiar a: